Belleza

“Bello” – al igual que “gracioso”, “bonito”, o bien sublime”, “maravilloso”, “soberbio” y expresiones similares – es un adjetivo que utilizamos a menudo para calificar una cosa que nos gusta. En este sentido, parece que ser bello equivale a ser bueno. Pero si juzgamos a partir de nuestra experiencia cotidiana, tendemos a considerar buen aquello que no sólo nos gusta, sino que además querríamos poseer.

Si reflexionamos sobre la postura de distanciamiento que nos permite calificar de bello un bien que no suscita en nosotros un deseo, nos damos cuenta de que hablamos de belleza cuando disfrutamos de algo por lo que es en sí mismo, independiente del hecho de que lo poseamos.

(Extracto de Historia de la Belleza, Umberto Eco, editorial Lumen)

0